Sobre mí | CarlosCabrera.net

Sobre mí

Han pasado 13 años desde que inicié CarlosCabrera.net en Octubre del año 2009, brindando consultoría en marketing digital.

¿Y sabes algo?

Los emprendedores sobrestimamos lo que podemos hacer en un año y subestimamos lo que podemos hacer en una década, como bien dice Tony Robbins.

CarlosCabrera.net es mi tercer negocio, porque inicié mi camino como emprendedor en el año 2005, con un negocio multinivel de suplementos nutricionales. Tenía 20 años.

Cuando empecé, quería lograr todos mis sueños en un par de años.

Y luego de dedicarme con alma, corazón y vida a ese primer emprendimiento, pasé por muchos picos altos y bajos, y 3 años después estaba quebrado porque no supe manejar el dinero.

Caí en una depresión clínica.

Gracias a Dios pude salir de ahí, y decidí emprender por segunda vez. Era un negocio online con el marketing de afiliación, que básicamente consiste en vender productos de terceros a cambio de una comisión.

Lo que hacía era enviar visitas a la web del producto mediante artículos y publicidad en Google, y cuando alguien compraba, ganaba una comisión.

Y si estás pensando que ahí sí tuve un éxito rotundo, pues no.

En mi primer año con el marketing de afiliación generé solo 223 dólares.

Si ya es difícil vivir con esa cantidad de dinero en un mes, ya te imaginarás lo crítico que fue hacerlo durante todo un año.

Recuerdo claramente que un día tuve que salir a vender mi equipo de sonido a una casa de empeño, para poder comprar algo de comida.

Toqué fondo.

Gracias a Dios, una vez más, pude levantarme y volver a empezar de nuevo.

Para pagar mis deudas, me fui a trabajar a un crucero como mesero durante 6 meses. Trabajaba 13 horas diarias y en mis pocos momentos libres me ponía a estudiar cursos de marketing digital.

Regresé del crucero y en Octubre del 2009 inicié CarlosCabrera.net brindando consultoría en marketing digital, cuando aún no se llamaba «marketing digital» sino sencillamente marketing en internet.

Ahora, después de 17 años como emprendedor y 13 años como consultor y conferencista, analizando todo lo que sucedió, veo que Dios me bendijo enormemente:

* Más de 3000 estudiantes en 24 países han participado de mis cursos de marketing y mis programas de coaching en mentalidad emprendedora.

* Más de 10,000 personas han asistido a mis seminarios presenciales en distintas ciudades de Colombia, Bolivia, México y Perú.

* Más de 50,000 personas están suscritas a mi lista de email.

* Más de 2 millones de personas (2,411,862) han leído mi blog

Así que recuerda, no sobrestimes lo que puedes hacer en un año, ni subestimes lo que puedes hacer en una década.

Ahora bien…

Si hoy me pides que mire hacia atrás, para decirte cuál es la principal lección que aprendí como emprendedor, después de estrellarme contra la pared decenas de veces (o tal vez cientos).

Te diría, sin duda, que la mejor manera de tener claridad en cualquier área de tu vida o negocio es contratar un mentor.

Alguien que ha recorrido el camino que tú quieres recorrer.

En mi caso fue Eben Pagan.

Pero aún más importante que contratar a un mentor, es apagar tu ego y HACERLE CASO.

Ten presente esto:

Casi siempre, las personas que están donde a ti te gustaría estar (en cualquier área de tu vida o negocio) te darán consejos simples y directo al grano, sobre cómo resolver tu problema si estuvieran en tu lugar.

Pero los humanos somos tan «astutos» que analizamos el consejo y lo aplicamos a nuestra manera, o simplemente no lo aplicamos, porque:

1) Creemos que el consejo es muy simple para ser verdad

2) Lo complicamos más de lo necesario (una vez más, creemos que es muy simple para ser verdad y asumimos que un proceso más complejo e intergaláctico nos ayudaría a crecer de manera acelerada).

3) El ego nos gana (a pesar que no estamos donde nos gustaría estar, de alguna manera inteligentísima, nos engañamos a nosotros mismos pensando que sabemos más que la persona que ya recorrió el camino).

Entonces, si contratas un mentor, hazle caso.

El mentor correcto + el consejo correcto + el momento correcto = Crecimiento Acelerado

Y una vez que tienes un negocio online rentable, puedes escapar de la trampa de intercambiar tu tiempo por dinero, y tienes la libertad de decir NO a oportunidades o clientes que sientes que no están 100% alineados con tu forma de ser y pensar, y sobre todo…

PUEDES VIVIR EN LIBERTAD Y EN TUS PROPIOS TÉRMINOS.

¿Y cómo es eso de vivir en libertad?

Te cuento mi caso:

Desde niño siempre me gustaron los deportes y siempre soñé con ser seleccionado nacional en los dos deportes que practiqué en mi adolescencia:

Fútbol y Tenis de Mesa.

No se dio en ninguno y, a decir verdad, pensaba que no era lo suficientemente bueno para lograrlo.

Creencias limitantes que adoptas sin querer queriendo, pero que al fin y al cabo, te marcan.

Pasaron VEINTE AÑOS, y en octubre del 2021 decidí volver al tenis de mesa de alto nivel como un reto personal.

Me encanta el tenis de mesa, pero, siendo sincero, en mi adolescencia mi nivel era discreto.

Recuerdo que nunca tuve un plan de entrenamiento serio, dudaba de mi capacidad y no gané ninguna medalla importante.

Así que ahora, con 37 años, siendo consciente que a pesar que tengo talento, no soy el más talentoso…

… pero al mismo tiempo teniendo muy claro que más importante que el talento puro es tener un plan, COMPROMISO, y dejarse guiar por entrenadores y coaches, es que me puse metas sumamente ambiciosas.

Mi principal objetivo era competir internacionalmente dentro de 24 meses, es decir, en octubre del 2023, para lo cual tenía que clasificar a la Selección Peruana en mi categoría.

Pero no me puse ese objetivo por los títulos ni medallas que podría conseguir (que por supuesto que se siente muy bien), sino por la persona en la que me tenía que convertir para alcanzarlas…

… porque al crear una nueva versión mía como deportista de alto nivel, eso iba a impactar positivamente en mi matrimonio y en mí como emprendedor.

Sería capaz de concretar más rápido mis proyectos, gracias a tener un mejor estado físico, mayor energía, enfoque y concentración.

Ese era mi VERDADERO OBJETIVO.

Así que creé un proyecto personal basado en siete áreas para cumplir mi meta:

1) Le entregué a Dios este proyecto
2) Entrenamiento de tenis de mesa
3) Preparación física
4) Alimentación anti-inflamatoria
5) Ayuno intermitente
6) Descanso apropiado
7) Adoptar una personalidad secreta

Me puse manos a la obra y llegaron las competencias.

Competí en tres torneos: el primero en Cusco quedé eliminado en fase de grupos (era un manojo de nervios), el segundo en Arequipa ya pude clasificar en mi grupo y avancé hasta cuartos de final, y el tercero en Moquegua avancé hasta octavos de final.

Hasta que llegaron dos de los torneos más importantes en el circuito nacional de Perú: el Campeonato Nacional y Selectivo Nacional.

 

 

En el primero he logrado el Sub-Campeonato Nacional por equipos, con mi partner Carlos Rodríguez…

… y en el segundo he logrado clasificar a la Selección Peruana de Tenis de Mesa Categoría 35-39 años.

Recuerdo que pocas veces me sentí tan emocionado en mi vida como el momento en el que gané el partido que me dio la clasificación.

No podía contener la emoción y caminaba de un lado a otro con los ojos llorosos.

Si has visto la película “En Busca de la Felicidad”, cuando gané ese partido me sentí como Chris Gardner cuando consiguió su licencia de corredor de bolsa y dice: «esta parte de mi vida, esta pequeña parte, se llama felicidad».

Y el mes pasado de Noviembre 2022 acabo de representar a mi país en el Campeonato PANAMERICANO de Tenis de Mesa, en mi categoría 35-39.

¡He vivido algo total y absolutamente mágico!

Fuimos 270 jugadores de 16 países de nuestro continente.

Hace solo un año, era una locura pensar en ser parte de la Selección Peruana y participar en un torneo de este calibre. Después del Campeonato Mundial, el Panamericano es el segundo torneo más importante.

¡Qué linda es la vida!

He cumplido un sueño de niño.

Gracias Dios por bendecirme infinitamente y brindarme la oportunidad de tener un negocio digital que me permite vivir en libertad.

Y como bien dijo George Eliot, recuerda que nunca es demasiado tarde para ser lo que pudiste haber sido. ¡Nunca!

Ahora bien, el objetivo de este sitio web es ayudarte a ser un emprendedor exitoso, mediante una serie de recursos como mi podcast con entrevistas a expertos, artículos en mi blog, mentoría y mucho más…

Aquí tienes los enlaces a todos esos recursos y servicios: Podcast | Blog | Conferencista | Mentoría

¡Saludos!

Carlos Cabrera

>